EL CORAZÓN DEL HOMBRE ES EL QUE DEBE HACERSE RICO, NO SUS ARCAS.

CICERÓN
EN UN MUNDO INJUSTO, EL QUE CLAMA POR LA JUSTICIA, ES TOMADO POR LOCO.

LEON FELIPE

Jesús es mi Luz, mi vida y mi Salvación El Señor es mi Pastor; nada me faltará. En lugares de delicados pastos me hará descansar; junto a aguas de reposo me pastoreará. Confortará mi alma; me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre. Aunque ande en valles de sombras de muerte, no temeré mal alguno, porque Tú estarás conmigo; tu vara y tu cayado me infundirán aliento. Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; unges mi cabeza con aceite; mi copa está rebosando. Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y en la casa del Señor moraré por largos días.

¿ ACASO TRATAN USTEDES A LOS POBRES COMO BASURERO, DANDOLES AQUELLO QUE YA NO PUEDEN USTEDES USAR O COMER ? COMO ESTO NO PUEDO YA COMERMELO, SE LO VOY A DAR AL POBRE. MARIA TERESA DE CALCUTA

NO TEMAS, PIENSA Y EXPRESATE EN LIBERTAD

DOCTRINA

DOCTRINA
ES NECESARIO RECREAR TODA LA DOCTRINA REVOLUCIONARIA DEL NACIONALSINDICALISMO A PARTIR DE ESAS PREMISAS IRRENUNCIABLES SIN LAS QUE LA FALANGE NO SERÍA TAL: HUMANISMO PERSONALISTA, PATRIOTISMO DINÁMICO Y REVOLUCIONARIO, SINDICALISMO REVOLUCIONARIO DE AUTOGESTIÓN, COMUNALISMO SOCIAL” Javier Iglesias

SEAMOS SERIOS

SEAMOS SERIOS
JAMÁS DA EL ALMA HUMANA MEJOR PRUEBA DE FORTALEZA Y NOBLEZA QUE CUANDO RENUNCIA A LA VENGANZA Y PERDONA UNA OFENSA

CUANDO EL SABLE ESTÉ ENMOHECIDO Y EL ARADO RELUCIENTE, LAS PRISIONES VACIAS Y LOS GRANEROS LLENOS, LAS ESCALERAS DE LOS TEMPLOS VACIAS Y LAS DE LOS TRIBUNALES CUBIERTAS DE HIERBA, CUANDO LOS MEDICOS MARCHEN A PIE Y LOS PANADEROS A CABALLO, ENTONCES ESTARÁ BIEN GOBERNADO EL IMPERIO. Y MIENTRAS TANTO SE SIGUE FUSILANDO A JOSE ANTONIO

domingo, 20 de marzo de 2011

ESPAÑA



ESPAÑA

Escribían su nombre en las paredes.
Con un carbón, con una tiza, con una lápiz mordido, con
un pedazo de yeso arrancado de una esquina, con
un clavo negro sacado de una tabla, escribían su
nombre en las paredes.
Les ponían sobre los pies un pie de plomo y otro de
acero, para que no anduviesen, para que no
llegasen, para que no escribiesen su nombre, pero
ellos escribían su nombre en las paredes.
Escribían su nombre en las paredes de las casas vecinales
lo escribían con letras grandes, como una exclamación
que quisiera despertar a los vecinos, y los
vecinos seguían durmiendo.
Les ataban ambas manos con alambres y con esposas y
con clavos y con cordeles, y con harapos y les
empujaban para que cayesen.
Pero ellos escribían su nombre en las paredes de los
colegios para que los niños fuesen hombres y las
niñas también fuesen hombres, y hasta los mariquitas
fuesen hombres.
Decidieron borrar aquellas letras y montaban andamios y
escaleras; fueron con helicópteros y con camiones
y con cestos de gomas de borrar y con enormes
botes de pintura y con máquinas pulidoras, pero
aquellas letras no se borraban.
Como ya la creían muerta, nadie más escribió su nombre
en las paredes.
Para borrarlo, decidieron derribar la ciudad y hacer otra
ciudad con edificios nuevos y decidieron que los
poetas no pudieran andar sus calles deteriorando
las paredes. Grandes caravanas trasladaban máquinas,
artesas, niños, camas, mujeres, hombres,
palos, vajillas, cenizas a la nueva ciudad.
Tras el primer crepúsculo, a la primera hora de la noche,
se confundieron todas las bombillas de todos los
anuncios luminosos, se confundieron todas las
letras de los rótulos de todas las fachadas y escribieron
el mismo nombre, allá en el cielo, donde
no se borra.

ÁNGEL CRESPO

jueves, 2 de diciembre de 2010


Partido Solidaridad y Autogestión Internacionalista (SAIn)
A LOS POBRES LES IRÁ MUCHO MEJOR SIN ZAPATERO Falso socialismo
www.partidosain.es
Rodríguez Zapatero ha presumido recientemente de ser un presidente que hace mucho por los pobres. En cambio, el presidente de Cáritas Española afirmaba en los mismos días que el 58% de las personas que acuden a su organización en búsqueda de ayuda han acudido antes a sus Ayuntamientos, sin éxito.

GRACIAS


POESIA QUE PROMETEEl pasado sábado 28 de Noviembre, una decena de jóvenes llevamos a cabo nuestra entrega de alimentos. Fue una noche fría en la que pudimos hacer entrega de mantas, alimentos calientes y algo para desayunar. Nuevas muestras de humanidad pudimos compartir con aquellas personas que no disfrutan del llamado Estado del bienestar. Un Estado democrático y de libertades que condena a 8 millones de personas a vivir bajo el umbral de la pobreza. Muchos de ellos no llegarán a final de mes, no podrán pagar recibos como los de la luz o el agua. Incluso hay quienes no tienen que sufrir dichos gastos, pues no tienen más casa que la propia calle. Eso sí, no les faltará el derecho al voto.

lunes, 29 de noviembre de 2010

GRACIAS CARLOS HERRERA, QUE DIOS TE BENDIGA




Hace unos días toda la prensa se hizo eco de la consideración que José Antonio Primo de Rivera tenía para el recién Premio Planeta: “memo”, “héroe de plastilina” y otras aún peores descalificaciones. Dudamos, entonces, si salir al paso de ello. Decidimos callar y nos quedó, después, el mal sabor por dudar de si habíamos acertado con nuestro silencio al no querer dar mas publicidad a quien no la merece. Hoy tenemos la alegría de haber recibido una suficiente satisfacción ajena, no por inesperada, menos digna de ser agradecida. En efecto, el famoso periodista Carlos Herrera, al que nadie podrá tachar de “fascista”, en su habitual sección “el burladero” en ABC, publica el 26 de noviembre de 2010 una colaboración que titula: “¿Hay algún líder por ahí?” Y dice: “¿En que consiste ser un líder? Un líder fue Churchill, fue De Gaulle, fue Lenín, fue Durruti, fue José Antonio, fue Garibaldi, fue Zapata, fue Roosenvelt, fue Arafat, fue Ben Gurion, fue Bismark, fue Golda Meier, fue Adenauer… Todos diferentes entre si, mejores o peores, tóxicos o benéficos, aunaron pasiones y encauzaron caminos en la espesura de su tiempo…” El artículo de Herrera no tiene desperdicio y merece ser leído completo.

Aquí sólo queremos, porque es lo justo, dejar constancia de que Carlos Herrera, por sí y ante sí, gratis y desinteresadamente, a sabiendas de que cita a un proscrito y de que con ello no gana nada, sino al contrario, ha invocado a José Antonio entre trece ejemplos universales de liderazgo. No podíamos haber encontrado réplica mejor al avieso bajonazo dialéctico del último Premio Planeta. Gracias, Carlos Herrera. Dios te bendiga.


http://www.abc.es/20101126/opinion/algun-lider-20101126.html

¿Hay algún líder por ahí?

¿En qué consiste ser un líder? Un líder fue Churchill, fue De Gaulle, fue Lenin, fue Durruti, fue José Antonio, fue Garibaldi, fue Zapata, fue Roosvelt, fue Arafat, fue Ben Gurion, fue Bismark, fue Golda Meir, fue Adenauer… Todos, diferentes entre sí, mejores y peores, tóxicos o benéficos, aunaron pasiones y encauzaron caminos en la espesura de su tiempo. La madera de líder, ahora como entonces, está cara, es escasa y en ella abunda la imitación y la estafa. Un líder asume la frustración de su tiempo, torea con lo peor y baila con la más fea; un líder asume la impopularidad de sus decisiones, no trabaja en función de lo que vayan a decir de él, tiene claro el objetivo y vislumbra unos metros más allá de los demás el lugar al que llegar. La dimensión de un líder no se aprecia en tiempos de bonanza. La estatura de un líder se vislumbra cuando una colectividad cruza los fangales de la historia, cuando nadie ve la luz al final de un túnel, cuando todos los indicadores abocan a una sociedad al desastre. Un líder no sabe de encuestas, no pregunta por los titulares de la prensa diaria, busca la ayuda de los demás y, si no la encuentra, asume en su persona la labor de locomotora política para desatascar la salida de las cloacas.

En la adorable España de las cosas se busca un líder, un líder que no se parapete ante la mediocridad de la retórica, que no le eche la culpa al contrario, que diga ásperamente la verdad, que intervenga ante las cosas de cada día con la severidad imprescindible del cirujano de campaña. En la España acosada de la primera década del siglo XXI es necesario un líder que no le tenga miedo a las llamas de las hogueras, a las brasas sembradas en los caminos o a los desprendimientos de piedras en los desfiladeros. Es necesario un líder que no piense en las próximas elecciones, que reestructure sin complejos el sector bancario —las cajas—, que convenza a los bancos que hay que depreciar sus activos inmobiliarios hasta el valor real de las cosas, que cumpla un plan de austeridad sin temor a la contestación social, que meta en cintura a algunas Comunidades Autónomas, que reforme el sistema de pensiones aunque sus efectos se materialicen a largo plazo, que reforme la legislación laboral para que se cree empleo y se aplaque la morosidad, que liberalice la negociación colectiva, que se atreva a instaurar un copago sanitario, que cambie el sistema educativo buscando la excelencia y el esfuerzo, que invierta en I+D+I, que busque apoyos en los contrarios, que no le tenga miedo a la calle, que no se parapete en líderes empresariales a los que pedirles árnica y que marque estratégicamente el camino a seguir para parecernos a quienes nos conviene y no a quienes resulte estéticamente adecuado para la mentalidad de un universitario tardío con nostalgia asamblearia.

No siempre es veraz el perfil soñador de los líderes, aún bien que sin sueños el hombre no es nada. La ensoñación nunca ha cegado la visión de los grandes líderes. Podemos soñar, debemos soñar, pero con los ojos bien abiertos al objeto de saber dónde está la salida. Hoy, en esta España desmoralizada y ausente, pasto de medianías y cobardes, corral de traidores y escapistas, se busca un líder para sacudirnos la maldición del barro movedizo. ¿Dónde está?

viernes, 19 de noviembre de 2010

FALANGE AUTENTICA




Este partido, por su nombre, por la historia, parte desde una posición muy débil. Hay mucho prejuicio respecto a todo lo que se llame Falange (lo cual, en buena medida, es comprensible). Por eso su cartel rebosa humor, ironía, muestran una cara alegre no catastrofista de una realidad "en desaceleración internacional". Este, en concreto, se dirige personalmente al votante. Pero más que votos, lo que esta formación parece perseguir es lograr ser bien vista, no ser prejuzgada. No hay más que recordar las palabras de Jose Antonio al respecto,

"Ayer, por última vez, expliqué al Tribunal que me juzgaba lo que es la Falange. Como en tantas ocasiones, repasé, aduje los viejos textos de nuestra doctrina familiar. Una vez más, observé que muchísimas caras, al principio hostiles, se iluminaban, primero con el asombro y luego con la simpatía. En sus rasgos me parecía leer esta frase: "¡Si hubiésemos sabido que era esto, no estaríamos aquí!"

Acercarse a su ideario es descubrir un partido volcado con el ciudadano y con el compromiso social. Esta falange no es antiestética, no se caracteriza por ese merchandising patriotero tan típico de los grupúsculos falangistas. Es distinta, auténtica. Parte de una escisión en la historia de la falange, aquella que fue reprimida por mantenerse fiel al ideario joseantoniano y no aceptar la unión con los carlistas y quedarse diluida en una formación al servicio del régimen franquista.

Se podrá estar o no de acuerdo con ellos, pero lo que sí es seguro es que, tras conocerla, la verás con otros ojos.

Sigo pensando...

miércoles, 17 de noviembre de 2010

YO LEO PATRIA SINDICALISTA


Con referencia a distintas convocatorias a actos de diversa índole, a celebrar estos días, en los que, conjuntamente, se homenajea a Francisco Franco Bahamonde, anterior jefe del Estado, y José Antonio Primo de Rivera [imagen adjunta], fundador de la Falange, la redacción de «Patria Sindicalista» señala:
Que de dichas convocatorias no pueden participar los falangistas, porque entendemos que al tratar, burdamente, de unir ambos personajes se procede, por enésima vez, a una grosera manipulación histórica que, desde nuestro punto de vista, desvirtúa seriamente el sentido último del ideario nacional-sindicalista, en tanto en cuanto el franquismo supuso, de facto, una barrera infranqueable al proyecto revolucionario al que aspiraron los camaradas de la primera hora.
Francisco Franco Bahamonde, no está de más recordar, fue el responsable directo, entre otros actos hostiles a nuestra organización política, del encarcelamiento de nuestro segundo Jefe Nacional, Manuel Hedilla Larrey, la unificación manu militari de Falange Española de las JONS —convenientemente descabezada— con otras agrupaciones políticas ajenas e incluso contrarias a la doctrina y aspiraciones del ideario falangista y, no contento con ello, coadyuvó a bastardear, desde su perenne «jefatura», unos símbolos y un estilo hasta llegar a convertirlos en grotesca parafernalia para uso y disfrute los sectores más reaccionarios e inmovilistas del país.
Quienes quieran homenajear a Francisco Franco Bahamonde —padrino político, dicho sea de paso, de Juan Carlos de Borbón, su sucesor en la Jefatura del Estado— están en su perfecto derecho. Allá cada cual con sus nostalgias, frustraciones y resentimientos. Pero nunca utilizando la figura de José Antonio Primo de Rivera, ajena a la naturaleza excluyente del Régimen franquista y sus derivas, a su discurso —netamente derechista, patriotero y monárquico— y, como consecuencia de pactos de 1953 con el entonces presidente norteamericano, Dwight David Eisenhower, con nuestra soberanía nacional hipotecada al criminal-imperialismo. La práctica política del Régimen franquista, unas veces disfrazada bajo los procedimientos de la autarquía cuartelera y otras bajo los oropeles del aperturismo burgués-opusdeísta, siempre tuvo como norte soluciones capitalistas —esto es, antifalangistas— que, obviamente, hemos rechazado en el pasado y rechazaremos siempre.